martes, 14 de junio de 2016



Hay días en los que todo está despeinado. 
El pelo, la cama, las ganas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario